Edeta (continuación)

<< Viene de publicación anterior

Edeta quedó definida, finalmente, como un gran centro de poder, además de ser la residencia de la dinastía real y toda su aristocracia dependiente. Se le asignará el papel de único ámbito autorizado donde practicar el intercambio comercial, cometido a través del cual las élites se asegurarán controlar el poder económico. De esta forma se mantendrá la hegemonía con respecto al resto de asentamientos, entendidos a estos últimos como simple servidumbre territorial.

Sigue leyendo

Anuncios

Edeta

Tossal de Sant Miquel. Llíria, Valencia

Durante el Bronce Final (siglos VIII – VII a.C.), el territorio que terminará controlando la ciudad íbera de Edeta no era más que una amplia extensión de tierras prácticamente deshabitadas; unos parajes donde el asentamiento de la futura capital edetana, con amplio registro de vida continuada desde el II milenio, centralizará las escasas importaciones, resultado de los contactos comerciales esporádicos, que hasta el lugar llegaban. El asentamiento humano se situará en una posición elevada y defendido por unas primeras murallas. Sus viviendas se alzarán sobre planta rectangular y zócalos empedrados, fabricados con los mismos materiales heredados de los modelos precedentes.

CIMA DEL CERRO

Cima del Cerro Tossal de Sant Miquel. Llíria, Valencia.

Sigue leyendo

Santuario ibérico Cueva de la Lobera

Castellar, Jaén

Impasibles sobre sus monturas, los equites otean el horizonte controlando el trasiego de gentes que, diariamente, transitan por estos viejos caminos. Son mercaderes venidos de tierras lejanas cargados con otras culturas y costumbres. También los hay oriundos de la propia Oretania que, sobre sus acémilas, llegan hasta la capital de la región en busca de nuevas oportunidades. Nos encontramos ante una de las demarcaciones definidas como frontera natural dentro del territorio de Cástulo durante los siglos IV y II a.C., periodo de tiempo en el que se mantiene en uso el importante santuario íbero que, a continuación, pasamos a describir.

EXPLANADA

Explanada justo a los pies del santuario íbero. Castellar, Jaén.

Sigue leyendo

Yacimiento Arqueológico Cerro de la Cruz

En la anterior publicación titulada Duro Castigo en la Bastetania, narramos, con cierto estilo novelado, cómo pudo ser una acción punitiva ejecutada por las legiones de la República romana en territorio íbero del Sur peninsular. Nuestro propósito no fue, ni mucho menos, ensalzar a nuestros amigos seguidores de la cultura romana y con ello menospreciar a los que se consideran amantes de la íbera. Todo lo contrario, quisimos mostrar la dureza en los periodos de la colonización romana apartándonos de la imagen idílica que nos transmiten de la guerra las pinturas barrocas y neoclásica, empañando con su belleza la crudeza de la realidad.

En la presente explicaremos el yacimiento de El Cerro de la Cruz, así como los resultados de los estudios llevados a cabo hasta la fecha y ya publicados. Con su exposición buscaremos una mayor comprensión de lo que pudo ser este poblado de época íbera y los habitantes que en él vivieron.

Sigue leyendo